Archivo para la categoría 'Web 2.0'

Ikea Business

miércoles, octubre 1st, 2008

He llegado por casualidad a un sitio web de Ikea que desconcía: Ikea Business. No estoy seguro si se trata de un lanzamiento reciente o no; al menos, no lo había visto con anterioridad y me ha parecido interesante el concepto.

Vender muebles a empresas a lo 2.0 no es una tarea fácil y creo que está bien enfocado. Un sitio donde “promocionar” tu oficina, tu tienda, tu espacio. Te proponen ideas decorativas de otros usuarios y tu también puedes enseñar tu lugar de trabajo previo registro.

Me parece una forma inteligente de vender a las empresas espacios mas que muebles. Siempre he pensado que una de las armas de venta de Ikea es la forma en la que ves sus productos. En la tienda, en el catálogo, están tan bien juntitos que ver el todo es lo que te hace comprar un producto.

Luego ya lo ves en tu casa y no sueles verlo igual, sobre todo después de estar dos horas montando el mueble, pero eso ya da para otro post.

En este site ocurre lo mismo; te enseñan espacios bonitos, bien diseñados, con muebles de Ikea. Si vieras sólo los muebles seguramente no llamarían tanto la atención, pero al ver espacios de trabajo reales cambia el concepto.

Sobre todo si lo comparamos con los típicos sites de muebles de oficina que, salvando contadas excepciones, siguen viviendo en la época preglaciar.

La utilidad de lo 2.0 en la vida real

jueves, septiembre 4th, 2008

Hay que reconocerlo, aunque lo del 2.0 tenga cantidad de aplicaciones intrascendentes, hay muchas otras que son realmente prácticas y útiles en la vida real.

Facebook, FlickrLast.fm, Xing e incluso Twitter, quién me lo iba a decir, son fantásticos para tener a tu gente al día, compartir tus fotos al instante, saber de amigos que hace tiempo no sabias de ellos y fantástico para relacionarte profesionalmente.

Tengo a mis padres lejos, pero desde el móvil hago una foto, en cualquier lugar, de sus nietos y la subo directamente a Flickr para que la vean al minuto de haberla hecho.

Con Facebook he contactado con amigos que había perdido la pista, aun teniendo a alguno al lado de casa. Realmente creo que son aplicaciones que vienen a compensar el cambio de ritmo social que estamos sufriendo. Cada vez tenemos menos tiempo para relacionarnos e internet viene a cubrir en parte esa carencia.

Seguramente no cogería el teléfono para buscar a alguien que conocí hace tiempo, pero si lo hago desde Facebook, porque parece un juego.

En realidad incluso conoces mejor a muchas personas, porque ves sus fotos, sus pensamientos, su música… casi como una ventana abierta de par en par, que de otra manera es más difícil abrir.

A veces pienso en si las redes sociales no serán una moda pasajera; si no llegará el día en el que todos nos cansemos de saber de otros por el Facebook de turno, de compartirlo todo. Luego lo pienso mejor y realmente creo que no, que esto ha llegado para quedarse, evolucionando, pero no para irse.

Es cierto que el porcentaje de uso de herramientas sociales no es muy elevado en relación al número de usuarios de internet, pero cada vez es más la gente que las usa y hay muchas cosas que están dejando de ser de frikis.

Al fin y al cabo parece que hemos sido diseñados para compartir nuestra vida con otros.

Google haciendo publicidad en Facebook

miércoles, septiembre 3rd, 2008

Hace unos días vi en Facebook algo que me resultó realmente curioso. Instale una aplicación de terceros en mi perfil de Facebook y al abrirla vi que la API estaba diseñada de forma que ¡mostraba publicidad de Google Adwords!.

Obviamente es un añadido del usuario que ha creado la aplicación para hacer algo de caja con su desarrollo, pero me resulta realmente gracioso que mientras Facebook está viendo como monetizar de forma rentable su publicidad, le inyecten vía APIs publicidad de Google Adwords.

No creo que sea tan difícil filtrar las aplicaciones de los usuarios para evitar que la competencia publicitaria te meta publicidad en tu red de la que no te aprovechas económicamente.

Lo más gracioso es que los Ads salen justo al lado de la publicidad de Facebook. Y en Google preocupados porque no tienen una red social.

Hacia donde va el negocio musical

martes, agosto 12th, 2008

Hacia donde va no creo que lo sepa absolutamente nadie. Las cuatro grandes compañías que acaparan el mercado, y no hablamos de empresas de tres al cuarto precisamente, andan como locas, a mi parecer dando palos de ciego, buscando la manera de encauzarnos a todos en lo que ellas consideran que debería ser éste negocio.

Pero la realidad suele ser realmente tozuda. El problema principal es que todos los modelos de negocios que se idean están basados en el modelo anterior, un modelo que ha quedado del todo obsoleto.

El modelo anterior era sencillo; las discográficas tenían el control absoluto. Una banda o artista no tenían mas opción que pasar por el aro. Tenian el dinero y sobre todo, tenian los medios a su disposición. Medios que promocionaban su música de forma generosa, previo filtro claro está de lo que interesaba de lo que no.

O sea, que si no estabas en ese círculo mágico, ya te podías olvidar de que tu música sonara en “los cuarenta siempre iguales”.

Además, una enorme cadena de distribución obligaba al cantante al ser el último mono de la feria. Los grandes mayoristas se llevaban hasta el 50% del precio de venta al público de un CD. Total nada. Los royalties del cantante pocas veces superan el 12%.

Además, para hacer una producción en condiciones, tenías que acceder a estudios que cobraban no menos de 150$ la hora. Lógicamente sólo las grandes compañias podían financiar ese tipo de producciones. Resultado, sólo los elegidos podían hacer un disco en condiciones. El resto, a las gasolineras.

Pero las normas han cambiado. Por lo pronto hacer un disco hoy cuesta una décima parte de lo que costaba hace 15 años. Todavía recuerdo perfectamente el día en el que un amigo, ingeniero de audio me dijo: Alucina con este fichero de audio comprimido. 

Era un MP3. Otro amigo, también ingeniero y productor, me dijo que el MP3 no tendría futuro porque lo que venía era el DVD Audio, utilizando tecnología 24 bits sin compresión.

El primero tuvo razón; los usuarios prefirieron perder calidad de audio pero poder compartir sus ficheros y transportarlos rápidamente en dispositivos móviles.

La revolución había comenzado. La segunda revolución llegó con la adopción masiva de lineas de alta velocidad en todo el mundo. Los ficheros de audio ahora, además de ser pequeños, se podían enviar y compartir rápidamente.

Y ahora si que comenzaron los problemas. El top manta nunca fue un problema real para la industria. Era el chocolate del loro. El verdadero caballo de Troya es la red y su viralidad.

Por una extraña razón, nunca le dejaríamos un CD a alguien que no conocemos de nada. Sin embargo nadie tiene problemas en compartir su música en la red.

Y para colmo llegó la SGAE con su canon. Pero esto merece otro post porque en mi opinión es mucho más complejo de lo que suele simplificarse. Se suele confundir demasiado rápido a artistas con compositores y a veces es lo mismo, pero muy a menudo no.

La cuestión es que en todo este tiempo, la industria de la música lo único que ha hecho ha sido defender su anticuado modelo de negocio a capa y espada. Sin ningún movimiento, tan sólo enrocandose en sus viejas ideas que tanto dinero le ha hecho ganar.

Pero el usuario ha descubierto otra forma de escuchar música. Y lo que considero más importante es que los artistas están empezando a descubrir otra forma mucho mas interesante y dinámica de llegar a sus fans.

Realmente la música no está en crisis. Nunca se ha escuchado tanta música como ahora. Jamás se ha visto a tanta gente por la calle con sus cascos escuchando música. Lo que está en crisis es la industria que no se preocupa por buscar soluciones adaptadas a la realidad e intenta parchear como puede la que le está cayendo encima.

Hace poco me decia Juan Carmona de Ketama que ahora las lentejas están en los conciertos; la idea es la misma. La gente está deseosa de música, de estar cerca de la gente que hace la banda sonora de nuestra vida.

Y ahora es cuando los artistas empiezan a ver otra forma de llevar su música. Antes el fan iba al artista. Ahora es el artista el que llega al fan, de forma directa, sin intermediarios de por medio. Las bandas, los cantantes, están aprendiendo a dar valor a sus fans.

Ya no se trata de vender; eso era antes y era muy fácil porque de eso ya se encargaban las compañias. Ahora hay que llegar al fan, hay que darle contenido de valor.

Se acabaron las estrellas que sólo estaban en el firmamento y no bajaban a la tierra nada más que a cobrar las regalías. Ahora hay que trabajarse a cada fan. 

En Territorio Musical empezamos hace tres de años con un proyecto de venta de música online. El nicho de mercado estaba muy definido (música cristiana en español), éramos el primer portal de este tipo, teniamos a la industria del genero de nuestro lado, éste tipo de música acababa de entrar como una nueva categoría en los Grammys Latinos (en los Grammys anglosajones ya estaba muy consolidada al tratarse de un peso pesado en la industria americana).

En fin casi todo de nuestro lado. La acogida de la versión beta fue muy buena a pesar de colocar online sólo un catálogo muy reducido. Sin embargo, en el fondo se trata de una versión “windows drm” de iTunes en la que nunca acabé de creer del todo.

El resultado es que no funciona ni funcionará. La solución, sin duda viralizar el site, donde los usuarios puedan comentar las descargas, poner videos, recomendar canciones, contactar con los artistas, y los artistas y compañías puedan no sólamente vender sus canciones sino también ofrecer un canal extra con sus fans, que son los que compran su producto, vender las canciones al precio que deseen de forma independiente y viralizar sus producciones.

En definitiva, nada nuevo bajo el sol. 2.0 en estado total. A ello vamos y en los próximos meses tendremos ya listo el nuevo TerritorioMusical.Com 2.0

Me borro de las RSS incompletas

martes, agosto 12th, 2008

No se exactamente la razón, pero me resulta mucho mas cómodo leer mis RSS en el móvil en vez del ordenador. Siempre tengo a mano el móvil, pero no siempre tengo un ordenador delante.

Además descarto los feeds que me interesan de los que no de un forma mucho más rápida. Utilizo Google Reader y es realmente cómodo leerlos en la versión móvil.

El caso es que hay algunos feeds a los que estaba suscrito que sólo publican el primer parrafo para luego acceder al sitio web a leer el resto del post.

Entiendo que los blogs comerciales necesitan vivir de la publicidad, pero tener que acceder constantemente a un sitio web para leer un post es del todo odioso en un dispositivo móvil.

No me importa ver publicidad en el mismo post. De hecho me parece una forma muy acertada de publicidad ya que la persona que lee un post suele estar realmente interesada en el contenido; además en un móvil, la ves por la buenas o por las malas.

Pero lo siento, me borro. Es otra forma de limpiar las RSS.